Healthtech

Big Data en el Sector Sanitario

Big data sector Salud
Escrito por Esther Blanco

Cuando hablamos de Big Data, nos referimos a un gran volumen de datos, los cuales en conjunto llegan a ser numerosos y esto conlleva a que sea una tarea difícil, el procesarlos de forma efectiva al gestionarlos mediante bases de datos o herramientas convencionales.

La utilización de la Big Data en salud es un hecho que no se podrá detener en su evolución. En la actualidad, ya los profesionales tienen referencias que les permite conocer sus limitaciones y riesgos, como también los beneficios y ventajas que ofrecen para continuar su aplicación de forma efectiva.

Actualmente se recoge mucha información de los pacientes en dos partes: en el papel y en digital. Esto quiere decir, que no se ha unificado la implantación de la Big Data en la salud, por lo que en la mayoría de los casos, toda esta información termina siendo desperdiciada de alguna manera, ya que no se le saca provecho mediante la monitorización, procesamiento para el beneficio de los pacientes y la futura formación de los profesionales de la medicina.

Se ha realizado un informe que concluyó que se han generado tres tendencias mediante el uso de datos: el trabajo en conjunto con datos ilimitados, la combinación de muchos datos  y el agrupar datos para obtener mejores resultados.

APLICACIONES DE LA BIG DATA EN SALUD

Ya se está aplicando de forma exitosa para el descubrimiento y estudio genotipo-fenotipo. Los distintos métodos que existen de Big Data, están ofreciendo información importante y determinante sobre los efectos adversos y secundarios de los fármacos, especialmente en las reacciones que son generadas por combinaciones entre ellos.

La mejor aplicación que tiene es la de reducir costes en los tratamientos a los pacientes, según la información clínica recogida en sus historias. Esto permite poder aplicar la información clínica a una serie de herramientas y soportes que a su vez, genere nuevas herramientas con mayor efectividad y más inteligentes que las actuales.

Los expertos aseguran que las aplicaciones de la Big Data en el futuro, se incrementarán rápidamente dos factores: el área médica y el análisis de datos.

Se estima que la aplicación de Big Data en salud puede llegar a suponer un beneficio por encima de los 200 millones de euros para el sector público europeo. Se espera que en un futuro cercano, se utilice para predecir, prevenir y personalizar la atención del paciente.

Un ejemplo de los beneficios de su aplicación podría ser al utilizarse la analítica de Big Data y en tiempo real para obtener información sobre la extensión del virus de la gripe, conociendo su ritmo y adaptando la respuesta, mientras que se asegura el stock necesario en todos los lugares en los que se requieran fármacos.

BIG DATA EN SALUD – RETOS Y OPORTUNIDADES

Una de las más importantes oportunidades que ofrece la Big Data en la salud, es reducir de forma significativa el riesgo de perder dinero para así, obtener mayores ingresos que permitan llevar a cabo mayores inversiones tecnológicas.

Entre las oportunidades que genera la Big Data en el sector sanitario, se destaca la necesidad de nuevos profesionales con perfiles que se especialicen en los datos del ámbito biológico, pero los mayores retos a los que se enfrenta son: el tamaño en la muestra, la selección de información, la interpretación de la misma, los valores que se puedan perder y problemas en la gestión de los datos obtenido, todo esto refiriéndonos al flujo masivo de información que se recaba en el sector salud.

Acerca del autor

Esther Blanco

Deja un comentario